DANIELLE NICOLE – Cry No More

Decía Blind Willie en Crossroads que el blues es el canto de un hombre que echa de menos a una mujer. Danielle Nicole viene a demostrar, con hechos y una voz increíble, que las tornas están cambiando.

Cry No More es la demostración de que un álbum de primera línea de blues no necesita estar orientado a los solos. ¿Incrédulo? Síguenos a la guarida de la estupenda bajista, Danielle Nicole.

Fuerza en el escenario

Estamos asistiendo a una época en la que muchísimas blueswomen están recibiendo el foco que se merecían desde hace muchísimo tiempo. Por ejemplo, Sister Rosetta Harpe, a punto de ser muy merecidamente homenajeada en el Salón de la Fama del Rock and Roll.

Cry No More (Concord Records) es el segundo disco de Danielle Nicolle. Allá por 2015 sacó Wolf Den (no te preocupes, yo tampoco me enteré). Venía de una carrera con su grupo familiar, Trampled Underfoot, y se llevó el premio de la Blues Foundation en 2014. Siguiendo en su línea de éxito tras éxito, ha traído a varios guitarristas de primera línea. Kenny Wayne Shepherd, Luther Dickinson, Walter Trout o Sonny Landreth, entre otros.

Pero no os equivoquéis. Danielle, en verdad, no necesita que nadie la salve. Se trata de un disco en el que el foco tiene que recaer sobre la alucinante voz de la líder. Con toques de Bonnie Raitt, o de Susan Tedeschi, Danielle tiene una voz excepcional, con un tono emocional y a la vez crudo, potente pero alejada de los berridos que parecen estar de moda. Con un registro mucho más amplio de lo que parece en los primeros temas del disco, no se pierde en virtuosidades, sino que lo focaliza todo en las canciones. Ha compuesto nueve de las catorce que tiene el disco. Nada mal, teniendo en cuenta que las estructuras se sostienen con un teclado, una batería, arreglos de guitarra y su bajo, impecable a lo largo de Cry No More.

Sus directos son todo un espectáculo.

Una mujer llena de orgullo le exige a su antiguo amante, que ahora, venga de rodillas a pedir perdón. Crawl es el tema inaugural del disco. Crudo y que te abrasa de la intensidad que hay en cada una de sus palabras. El slide de Sonny Landreth hace unos acompañamientos hermosos y de raíces en I’m Going Home. Un blues mucho más oscuro y del cruce de caminos, en el que Danielle se impone al coro de góspel y a la guitarra en emocionalidad.

La verdad es que nunca había escuchado a Danielle Nicole antes de que este disco cayese en mis manos. Si bien me gustan las cantantes con fuerza, Danielle es de las que te golpean en la cabeza a través de los cascos. Su fuerza y su autenticidad hacen que coja a los temas por el cuello y los exprima al máximo. Incluso en un tema de Bill Withers como Hot Spell, le da su toque personal. Luego, en Burnin´For You, se junta con Walter Trout para un tema abrasador entre la guitarra y el órgano, una canción de las que arde como el papel de fumar.

Unos cuantos temas más adelante, puedes escuchar lo que debiera ser el single del disco. Save Me, un tema con un groove que se sostiene solo y con Kenny Wayne Shepherd a las seis cuerdas haciendo las delicias de los guitarreros. Una vez más, la voz de Danielle es un huracán. Pero igual que un huracán, puede ser cálida y melancólica en la muy sensual How Come U Don´t Call Me Anymore, acompañada de no tan “Monster” Mike Welch.

Tras varias canciones en la tónica blues-rockera del disco, nos encontramos con Someday You Might Change Your Mind, uno de mis favoritos. Especialmente por el gran trabajo del órgano y la guitarra, que tamizan el aire, para que los coros de la fantástica bajista luzcan tan emocionales.

Just Can´t Keep From Crying es el último tema del disco, blusero y de raíces, lleno de la calma y el buen saber hacer de Luther Dickinson. Se inicia con la batería y la voz de Danielle, y, como si en tu porche estuviesen, los instrumentos del blues más acústico inician el tema.

Cry No More es un disco enormemente emocional y lleno de fuerza. Cada sentimiento, cada lágrima que ella haya derramado, se plasma cada vez que levanta la voz. No abundan las cantantes capaces de transmitir tanto. Suerte que la hemos descubierto a tiempo.

Si sólo tienes 10 minutos:

– Crawl

– Save Me

– Someday You Might Change Your Mind

El single:

Dónde encontrar a Danielle Nicole

¡O en tu tienda de discos más cercana!

Escrito por J