COLIN JAMES – Miles to Go

Colin James es el bluesman de Canadá por excelencia, por historia y por tener muchísima clase a la guitarra. Ah, ¿que no te suena? Vente con El Blues Que Viene a descubrirlo.

Colin JamesEs posible que Colin James haya pasado muy desapercibido bajo nuestros radares. Al fin y al cabo, es un músico que ha ido dando bandazos. Del blues al rock, de ahí al pop, y vuelta a empezar. Sin embargo, se agradece mucho la honestidad con la que abarca cada proyecto, y la humildad con la que llega. Es capaz de decir que el blues es el único estilo musical donde puedes mantener un perfil bajo y joven a la edad de 53. Todo normal, para un tipo que ha acabado tocando con un holograma de Willie Dixon.

Pero no nos engañemos. Colin James no tiene un perfil bajo, ni de lejos. Con su anterior disco, Blue Highways, ganó el premio a mejor álbum de blues de Canadá. Pero a sus espaldas ya tenía 17 Hojas de Arce (el Grammy de los canadienses).

Miles To Go es un disco de versiones. Ni más ni menos. Colin James quiere ser un intérprete y no un creador. Podemos observar temas de Howlin’ Wolf, Muddy Waters, Blind Willie Johnson, Blind Lemon Jefferson, Robert Johnson y otros, junto con dos temas originales. Para ello se ha armado de una Gibson ES335, idéntica a la que tuvo que vender de joven para poder pagar el alquiler. Como por arte de magia, gracias a esta hacha, es capaz de reconectar con esa esencia de sus primeros años y rendir homenaje a los grandes del blues. Además, se le suma Steve Marriner, uno de los grandes armonicistas actuales.

El disco abre con One More Mile, de James Cotton, un blues con ligeros toques de groove y de rock, acogido por una sección de vientos espectacular y la armónica de Marriner. Es un lienzo hermoso en el que Colin James hace lo que mejor sabe hacer, cantar el blues y sacarse un gran solo de la chistera. Still a Fool es la versión más moderna del tema de Muddy Waters. Quizás con una voz demasiado blanca, pero la guitarra suena elegante y sucia a la vez. Una versión ligeramente más acelerada que la original, pero llena de mucho rollo y con guitarreo del bueno.

Colin JamesDig Myself A Hole es un blues ligeramente más pantanoso, creación de ArthurBig BoyCrudup. Suena con tanta clase como un gato, con Colin James al slide deslizándose sobre un teclado y unos coros magistrales. Son temas alegres, llenos de vida y ritmo. Incluso I Will Remain, un blues lento, pero de ritmo marcado, en el que Colin canta que lamenta que ella se vaya, pero que él permanecerá, se nota la vida y la intensidad en su voz. Después de eso se marca un solo que haría sentirse orgulloso a B.B.King.

Uno de los temas originales del disco es 40 Light Years, que tiene ese rollo de cabaña y de fingerstyle de la guitarra de Mark Knopfler. No es un sultán de swing, pero tiene algo en sus manos, aparte de una elegancia maravillosa. En temas como Ooh Baby Hold Me, de Howlin’ Wolf, Colin James se desmarca del original, dándole un tempo más acelerado y un groove que el lobo no hubiese tenido. La calidad se le escapa de la guitarra. En temas pausados como Black Night, sigue teniendo la ocasión para desmarcarse del montón, con una voz llena de emoción y unas notas a la guitarra que casi parecen ronronear.

Soul Of A Man es un blues de porche americano donde parece que se está levando a cabo una reunioncita, en la que los instrumentos se van incorporando y dando más fuerza al tema. El slide de Colin James es oscuro y limpio a la vez. See That My Grave Is Kept Clean es otro tema de corte americano, pero en el que Colin toca solo, dejando resonar las notas, y pidiéndole al señor que su tumba sea mantenida limpia. Un tema sobrecogedor.

Colin JamesCambiando de registro I Need Your Love So Bad es un blues lento de los de toda la vida. Eso no hace que tenga todo el estilo necesario para hacer que te despereces y disfrutes de toda una banda, no sólo de la guitarra. Por ejemplo, el trabajo al piano es elegante y preciso. Tears Came Rolling Down nos devuelven a un blues un poco más pesado y animado. La chica se aleja, mientras Colin James marca el ritmo sin piedad y se desliza por el mástil como esas lágrimas. Cerrando el disco, una versión acústica y desnuda de One More Mile, donde Colin James desgrana el tema con un paso firme y su voz sentida.

Miles To Go es un gran trabajo de blues, en sus diferentes versiones. Una manera de disfrutar del estilo y clase de uno de los grandes guitarristas que nos ha dado Canadá. Además, parece que ha vuelto al blues para quedarse, de modo que pongámonos cómodos y disfrutemos.

Te lo recomiendo si te gusta… Eric Clapton

Si solo tienes 10 minutos:

– One More Mile

– Ooh Baby Hold Me

– I Need You Love So Bad.

El hit:

Escrito por J